En México somos 70 millones de internautas donde el 15% son niños entre 6 a 11 años de edad y acceden a través de teléfonos inteligentes, tabletas o computadoras. Entre sus principales actividades, es el uso de video streaming (Distribución digital de contenido multimedia), como lo es YouTube, según un estudio de Estadística Digital. Lamentablemente, el prematuro acercamiento a la tecnología, el desconocimiento de los peligros y la falta de acompañamiento de los padres hacen de estas plataformas un riesgo para el desarrollo integral de los menores.

Cada vez son más  niños que usan dispositivos moviles para acceder a contendidos digitales sin la supervisión de sus padres. Incluso algunos cuentan con perfiles de YouTube, solo basta que mientan con su edad para completar el registro, burlando de esta manera las “medidas” de seguridad. Según las estadísticas, los menores pasan en promedio 3 hrs diarias en YouTube, navegando, aparentemente, entre dibujos animados y series. Descubren nuevos episodios y por ende nuevos títulos. La  mayoría de ellos acceden a internet con la ayuda de sus padres quienes facilitan la tecnología. Pareciera más fácil “entretenerlos” que atenderlos y sobretodo acompañarlos en este basto y fascinante mundo digital. Pero ¿Sabes a qué contendidos se exponen los infantes cuando navegan solos en YouTube?

No es difícil toparse con contenidos no deseados, camuflajeados, aparentando ser algo inofensivo y similar a lo que estás buscando. El problema radica en los videos relacionados, en los resultados de búsquedas sin los filtros. Incluso no importa que los menores no cuenten con habilidades de escritura, tan solo basta dictarle al dispositivo para que ejecute la acción. Los resultados que  arrojan las búsquedas o la propia navegación puede ser de contenido sexual, accidentes fatales, racismo, violencia, lenguaje no apropiado, drogas, retos que atententen contra su integridad física,  entre muchos otros. Llegar a estos temas en YouTube es relativamente AUTOMATICO, un video se relaciona con otros y así sucesivamente hasta estar sumergido en contenidos no apropiados para niños.

Para simplificar, te invito a que realices un ejercicio en YouTube, tomemos como ejemplo la caricatura de Dora la Exploradora, una de las favoritas de los infantes. Realiza la búsqueda con ese término. Notaras,  que efectivamente, los resultados son de la caricatura en cuestión. Sin embargo, al avanzar de página te podrás encontrarte con algunos videos relacionados, que no forman parte de los resultados que tenías en mente. Estos videos pueden ser de vloggers (personas con un video blog) haciendo alguna parodia de Dora, espectáculos infantiles, chistes para adultos, anuncios publicitarios,  discursos racistas, contenido con tintes sexuales. Incluso después de hacer clic en alguno de estos videos, se irán relacionando otros más hasta alejarnos de nuestro principal contenido. Así de sencillo es perderse en este enorme contenido digital. Imagina a un menor lo que puede ver, escuchar e interpretar sobre estos temas a su corta edad . Es importante protegerlos.

Existen varias formas de filtrar esta clase de videos, sin embargo no son efectivas al cien por ciento, pero minimizan notablemente los contenidos no apropiados. Una de ellas es usar el modo restringido. Este método aplica para la plataforma web y  la App (aplicación móvil) de YouTube.

Si el menor usa una PC o Laptop para acceder a la plataforma web, tienes que dirigirte al final de la página y encontraras el modo restringido, para activarlo o desactivarlo tienes que usar una cuenta de Gmail.

En el caso de la App de cualquier dispositivo móvil, hay que dirigirse al menú principal de YouTube, ir a Ajustes, enseguida a la opción General, ahí encontraras el modo restringido deshabilitado. Habilítalo desplazando el botón hacia la derecha. De esta manera filtraras el contenido no apto para los menores.

Otra opción que tienes,  es instalar la App YouTube Kids desde la tienda de tu dispositivo móvil. La App fue creada pensada en los niños para ofrecerles contendidos apropiados a su edad. Sin embargo, como todo, no es perfecta pero ayudará a la causa. Te recomiendo que la instales, veras muchos más contenidos amigables.

Recuerda que no es solo es restringir el contenido a nuestros niños, sino mantenernos alertas a los riesgos que se enfrentan a diario, limitar el tiempo de uso de la tecnología  y sobre todo acompañarlos durante su navegación.

 

(Visited 42 times, 1 visits today)