La mayoría de nosotros contamos con alguna aplicación de mensajería instantánea y en el caso de México se contabilizan cerca de 90.7 millones de teléfonos inteligentes, de los cuales 89.8 millones tiene instalada alguna app (aplicación) de mensajería instantánea donde el líder indiscutible es Whatsapp. Sin embargo, antes de él hubo otras más que tocaron la gloria, como lo fueron las famosas aplicaciones de escritorio de ICQ, AOL Messenger (AIM),  MSN Messenger, Skype, Google Talk, BlackBerry Messenger. Todas ellas convertidas en auténticas navajas suizas donde podrías enviar no solo texto, sino emoticonos, zumbidos, realizar llamadas de voz y videos, creación de grupos, mensajes de difusión, actualización de estados. En las nuevas versiones aun encontramos estas y más funciones que aparentemente hacen de nuestra comunicación más fácil.

Un recorrido por la historia de la mensajería instantánea

En 1996 nace ICQ acrónimo fonético que significa “I seek you” con un ícono similar a una flor,  creado por la firma israelí Mirabilis.  Cómo olvidar aquel peculiar tono (algo como “oh ooh”) nos anunciaba los nuevos mensajes entrantes. Nuestro usuario era por medio de un identificador único, como si se tratara de un número telefónico. Al paso del tiempo, fue dotando de más funcionalidades, envio de archivos, búsquedas avanzadas de usuarios, llamadas y en el 2001 llegó a la cifra de 100 millones de usuarios. Para aquel entonces, ICQ ya no era el mismo, había perdido su simplicidad. Sin embargo, marcó el inicio de un nuevo modelo de comunicación.

Un año después, en 1997 aparece en escena AOL Instant Messenger (AIM) con una interfaz más limpia, con sus elementos mejor acomodados. AIM destacó por su función de mensaje de voz, para aquel tiempo fue una característica muy novedosa. Esto provocó emigraciones de la plataforma de ICQ al nuevo AIM.  Tiempo después la compañía de AOL compró ICQ e incorporó sus características a su nuevo AIM dotándolo de más funciones. La simplicidad se había convertido en otra navaja suiza.

Microsoft decide entrar en el mercado de la mensajería instantánea en  1999 con su muy conocido MSN Messenger integrándolo a sus cuentas de correo de Hotmail, además venia preinstalado en el sistema operativo, de la misma compañía, Windows XP. Nuevamente con una interfaz sencilla, cumplía los requisitos básicos. Fluido y estéticamente agradable. Entre juegos, emoticonos y su clásico zumbido. “El Messenger” se fue posicionando rápidamente en el gusto de los usuarios.   En 2010 el servicio tenía más de 330 millones, de acuerdo a cifras oficiales. Al paso del tiempo, Microsoft fue agregando nuevas características, algunas de ellas similares a sus competidores, entre llamadas y videollamadas, asistencia remota, pizarra, en fin un sin número de funciones que hacían que la simplicidad la echáramos de menos.

En el 2003 Estonia entra en la competencia con Skype siendo el primer fruto del ecosistema emprendedor del país. Practico y sencillo donde las videoconferencias fue su principal atractivo. Skype fue adquirido por eBay y posteriormente por Microsoft, este a su vez decide integrar (por no decir desaparecer) a MSN Messenger a la plataforma de Skype. Además, continúa a la cabeza de las plataformas de llamadas por voIP con 800 millones de usuarios en el mundo. Gracias a Skype se pueden mantener reuniones de trabajo muy eficientes, ofrece precios muy competitivos a particulares y empresas a la hora de cursar llamadas telefónicas y ha hecho que su servicio sea fácil de utilizar. En lo particular, esta mensajería instantánea se ha mantenido gracias a su constante compromiso por defender la neutralidad de la red (una condición esencial para poder prestar sus servicios) uniendo a las familias que se encontraban dispersas geográficamente. Pensar en Skype, es pensar en videollamadas. Los mensajes de texto pasan a ser una funcionalidad secundaria en esta plataforma.

Google Talk (GTalk) hace su aparición en el 2004 integrado con las cuentas de Gmail. De igual manera entró al mercado, como todos, con su simplicidad y su funciona básica, enviar texto. El servicio usa la plataforma web para comunicarnos, esto hacia que GTalk fueran tan versátil y rápido. Sin embargo, a pesar de que la Google agrupa múltiples servicios, no ha podido consolidarse en el terreno de mensajería instantánea. El próximo mes de junio del presente año, Google cerrará la plataforma GTalk para dar paso a Hangouts, pretendiendo que este sea el mensajero empresarial por medio de llamadas de voz y videoconferencias.

Con el bum de los smartphones (teléfonos inteligentes) a bajo costo y las ofertas de los paquetes de datos de las diferentes operadoras telefónicas han contribuido un incremento significativo al uso de estos dispositivos. Por lo tanto, estamos más tiempo comunicados, dejando atrás las aplicaciones de mensajería instantánea de escritorio, en su lugar adoptamos las apps (aplicaciones móviles) entre ellas Whatsapp, posicionándose como una de las favoritas en México. Desde 2009, llego con las mismas características que sus antecesores. Posibilidad de enviar, no solo texto, sino audio, video, emoticonos de una forma sencilla, con una interfaz limpia. Precisamente de la misma forma que iniciaron sus ancestros.

Hoy en día, Whatsapp se volvió todo un veterano en la guerra por la comunicación instantánea, llevando su poderío a más dispositivos móviles y de escritorio. Con sus nuevas actualizaciones de estados, cifrado, envío de archivos, gifs. Los usuarios hemos visto la transformación a lo largo del tiempo, implementando nuevas funciones, agregando características que nos ayudan a comunicarnos de una manera más eficiente. Sin embargo estas transformaciones pueden representar un retroceso,  o decirlo de otra manera, la oportunidad de un nuevo nacimiento en el mercado de las apps de comunicación. Una aplicación que ofrezca los servicios básicos de mensajería instantánea con una muy limpia y sencilla interfaz de usuario, de la misma forma en la que nacieron todas las demás. A caso será ¿el fin de Whatsapp? O ¿tendrá alguna nueva función que lo caracterice de las demás? Tal y como lo hace Skype con sus videoconferencias.

Al final, no a todos les gustan las navajas suizas.

 

(Visited 47 times, 1 visits today)